Compañía Total

2 Abr

Imagen

Todo lo que nos hace falta es esta metáfora de la aventura, porque no somos los personajes de un libro cerrado. Seguimos aquí sin tener que escribirnos, nos marchamos cada uno a su lado, cada uno como le convenga. Hay tanto espacio por no mencionar la distancia entre tu y yo. Divagamos con estos sentimientos que se derraman con cada canción que escuchamos, la ironía más completa que no distinguimos. De besar por obligación sin respeto, de caminar sin querer caminar, de salir sin poder hacerlo y no poder discutir al menos en otra esquina en donde los vecinos no volteen a ver.

Hemos perdido nuestras tardes maravillosas en las que pasábamos hablando sobre el amor y las perspectivas de la misma, en donde nos perdíamos en la pasión por disfrutar solo de ese momento mágico. Nos divertíamos como nunca antes, aun con la corta inspiración de querer cambiar para bien y vivir entre comillas, sin fantasías. Pero no entendimos la complejidad de este amor porque nos acortó la distancia de cada día; ya que a pesar de los momentos sin un tiempo presente estábamos ahí, abrazándonos, besándonos, acariciándonos. 🙂

Ahora pasamos nuestras tardes de laberinto en discusiones sin sentido; no hay causa de seguir enamorados. No es por orgullo al decir que solo soy yo quien te busca y tú sin hacer nada al respecto. Cada tarde en discusión tan solo nos alejamos más y más. Caminamos en polos opuestos y no me dices que hacer al respecto solo te molesta mi atrevimiento de decir la verdad de lo que viene y va. Quizá no tengo la manera de elegir porque después de nuestros enojos sin sentido, vuelvo a buscarte como si nada hubiese pasado. En cambio tú sigues ahí, esperando el momento que yo regrese y para que tú me respondas con lo siguiente: Está bien mi amor, lo que tú digas.

No querrás que hable de nuestros momentos; cuando en tu diario personal aparecerá mi nombre como el malo de tu pequeña historia o de la primera historia de amor con más tiempo que hayas tenido en tu vida. Has descubierto paso a paso que tus fantasías se han cumplido de una forma u otra; y si empiezas por leer ese pequeño diario, recordarás de como empezamos todo esto que ahora se convierte en un martirio. Plasmarás sin saberlo de nuestros momentos vividos o no, meditarás lo sucedido y entonces reaccionarás que en parte tuviste la culpa pero no te eches todo el rollo, porque los problemas siempre serán de dos. Y si no soy yo con quien lo discutirás para resolverlo entonces, quiero solo un nombre con quien lo harás.

Miramos en direcciones distintas, sin dirigirnos la palabra, el enojo es más grande que cualquier beso enamorado, esa reacción amarga en el alma que no lo quitas con nada.
Imagen

Ismael Martínez 
Pronta soledad: En Cinco Meses
Anuncios

4 comentarios to “Compañía Total”

  1. ePIDEmicas critiCONAS 7 abril, 2014 a 12:54 PM #

    Simplemente preciosa.

  2. Ismael Martinez 8 abril, 2014 a 9:49 AM #

    …saludos..

  3. La chica del presente 30 abril, 2014 a 1:47 AM #

    Me ha gustado este relato en especial. Es muy realista y tiene mucha fuerza y sentimientos.
    Y tu forma de escribir es muy bonita y amable, tus palabras envuelven mi ser con mucho amor. Espero que la demás gente que te lea tengan la misma sensación^^

    Sigue así 😉

    • Ismael Martinez 30 abril, 2014 a 11:43 AM #

      Gracias por leerme y sobre todo por el comentario porque lo tomarè de inspiración-.
      Saludos desde Oaxaca, Mèxico.

Deja un comentario y construyamos este ambiente.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: